- Planeta Diabetes - http://www.planetadiabetes.com -

Estudio relaciona la diabetes con la primera comida del bebé

Existen básicamente cuatro clases de diabetes, según la clasificación realizada por el comité de expertos de la ADA y la OMS, de acuerdo con las...

Un estudio relaciona la diabetes con la primera comida del bebé [2], de acuerdo a lo publicado en JAMA Pediatrics. De acuerdo a esto, el primer bocado sólido de un bebé tendría un papel importante en la aparición de la diabetes [3] tipo 1.

Según el estudio, es fundamental el momento en que el bebé come su primera comida sólida y cuál sea dicha comida. Los científicos coincidirían en que entre el cuarto y quinto mes, es un buen momento para incluir en la dieta [4] ciertos tipos de alimentos, como el arroz, las frutas y el trigo. Si además, el bebé continúa amamantándose mientras consume sus primeros alimentos, el riesgo de padecer diabetes tipo 1, [5] disminuye todavía más.

La diabetes tipo 1 [6] aparece cuando el sistema inmunitario rechaza a las células pancreáticas que producen la insulina [7] (hormona encargada de regular la presencia de glucosa [8] en sangre), por lo que es necesario administrar artificialmente insulina [9] para suplir su falta. Esta enfermedad [10] puede aparecer a cualquier edad.

Afortunadamente la ciencia siempre encuentra avances tecnológicos para el tratamiento de la diabetes como la bomba de...

Los estudios, que se encargaron de seguir a más de 1.800 bebés con alto riesgo [11] de padecer diabetes tipo 1, por diez años, encontraron que:

Los niños [12] expuestos a alimentos sólidos antes de los cuatro meses de edad, tienen el doble de posibilidades de desarrollar la enfermedad. Pero los que incluyeron en su dieta alimentos sólidos, recién luego de los seis meses, tenían el triple de posibilidades de padecer la enfermedad.

Por otra parte, si se incluían la avena y el arroz luego de los seis meses, pero las frutas antes de los cuatro meses, también aumentaba el riesgo de padecer la enfermedad.

En conclusión: lo ideal, de acuerdo al estudio, sería introducir la comida sólida en la dieta de los bebés, luego de los cuatro meses de edad, pero antes de los seis, para que no aumentasen sus posibilidades de padecer diabetes tipo 1.